David Monreal checa atención constante a la población y restablecimiento de servicios en municipios afectados

Genaro Codina, Zac., 19 de septiembre de 2021.- Como parte del plan de reactivación en Genaro Codina, tras el desbordamiento de la presa San Aparicio, el Gobernador David Monreal Ávila anunció que se restablecerá el suministro de energía eléctrica y se continuará con el apoyo a las familias damnificadas.
Al asistir por tercer día consecutivo a Genaro Codina y encabezar la Mesa de Atención a la Emergencia, el mandatario estatal informó que, posteriormente, se comenzará con la rehabilitación de las redes de agua potable, así como con la reconstrucción de los puentes dañados por el paso del agua.
Este domingo, el Ejecutivo estatal encabezó una reunión con las autoridades de Protección Civil, Ejército Nacional, Guardia Nacional, Comisión Nacional del Agua (Conagua) y Secretaría de Obras Públicas, a fin de establecer las estrategias para continuar con el plan de reactivación en el municipio.
Asimismo, en compañía de la Presidenta Honorífica del Sistema Estatal para el Desarrollo Integral de la Familia (SEDIF), Sara Hernández de Monreal, el Gobernador David Monreal visitó a los habitantes de las zonas dañadas y fue notificado que las labores de limpieza llevan 75 por ciento de avance, ya que hasta el momento se han retirado más de 3 mil metros cúbicos de basura, escombro y ramas.
Tras verificar personalmente los dictámenes de valoración, y en búsqueda del bienestar social de las personas, dio indicaciones para que continúen las brigadas de salud y el albergue para dotar de techo, cobijo y comida a las familias afectadas, así como brindar consultas médicas, psicológicas y dentales.
La Secretaría de Salud de Zacatecas instaló un cerco sanitario para evaluar las necesidades de sus habitantes y dotarlos de medicamentos, cubrebocas, gel antibacterial, además de aumentar el nivel de cloro en el agua para evitar enfermedades.
El Gobernador David Monreal informó que los trabajos de reactivación serán graduales, y los principales se enfocarán en las redes de alumbrado, alcantarillado y de agua potable, para luego dar paso a la reconstrucción de puentes y caminos dañados por la corriente del agua.
En el caso del agua potable, dio instrucciones para que a partir de mañana inicien los trabajos para tender una red general que supla a la red que había; en este momento se provee del vital líquido, a través de pipas, prácticamente a toda la población.
Se hicieron las valoraciones, el dictamen, el peritaje, para revisar el pozo de agua potable, el cual está bien, sólo la red se dañó, por lo que a partir de este lunes se tenderá una nueva red para poder satisfacer esta necesidad de agua potable y comenzarán el levantamiento para poder tender también la red de drenaje, ya que ambas redes fueron dañadas al 100 por ciento.
No se han cuantificado en su totalidad los daños materiales, que son millonarios, ya que se vieron afectadas las pardelas, los productores agrícolas, ganaderos, hubo daños considerables en los comercios, prácticamente en todo el comercio del centro, en viviendas, en los puentes, en la infraestructura urbana.
Mario Reyes Santana, presidente municipal de Genaro Codina, expresó al mandatario que, “sin su ayuda, esto sería una catástrofe”, y agradeció la coordinación que ha existido entre las distintas corporaciones y dependencias, lo que ha permitido tener un gran avance en la ayuda a las familias damnificadas.
Por parte de la Secretaría de Obras Públicas, se desplegaron trabajos con maquinaria pesada, para el desazolve de alcantarillas, retiro de basura, ramas, piedras, lodo y escombro, y a ello se han sumado varias familias de Monte Grande y de la cabecera municipal, que fueron las áreas más afectadas.
El Gobernador David Monreal informó que los trabajos no se han detenido desde que ocurrió la catástrofe; en el recuento, la creciente derribó dos casas y dejó grandes daños en casas habitación y aproximadamente 300 hectáreas de cultivos, así como en puentes vehiculares y peatonales; en tanto, se recuperaron cinco vehículos y algunas cabezas de ganado.
Para apoyar a quienes más lo necesitan en estos momentos, Sara Hernández de Monreal y el personal del SEDIF han permanecido de cerca con las familias de Genaro Codina para atender sus principales necesidades y dotarles de alimento caliente, atención médica y psicológica.
Luego de cuatro días de la tragedia, el Gobernador David Monreal pidió a las autoridades que trabajen con orden y disciplina para que la población pueda retomar sus actividades cotidianas lo más pronto posible. Además, reiteró su respaldo a quienes menos tienen, como uno de los preceptos de la Cuarta Transformación.
Por su parte, habitantes de Genaro Codina agradecieron el respaldo que les ha dado el Gobernador ante esta contingencia, además de que respondió de forma inmediata y ha estado presente todos los días en la zona del desastre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *